Make your own free website on Tripod.com

EL BOTELLON O LITRONA

 

 

 

 

 

Voy a escribir hoy, del tema que esta de moda, en los medios de comunicación, del denominado botellón o litrona, como se denominaba anteriormente y de  nuestra juventud actual, es bastante complejo, pero intentare dar mi opinión, como, cuarentón y padre de familia.

 

Creo que se esta dando, mucho bombo y platillo, aun problema que ha existido siempre y en todas las juventudes. En la época de mi adolescencia, corrían los años 80, no hace tantos, las litronas, que no se llamaban así, pues estaban disfradas, en guateques, que los jóvenes, organizábamos, en los pisos de nuestros padres, e incluso en locales alquilados o propiedad de algún amigo, comprábamos coca colas, fantas, cervezas y alguna que otra botella de ginebra, whisky, etc., habían jóvenes que no bebían alcohol y el que bebía y no sabia beberlo, con moderación, se embriagaba, dando la nota y estropeando a todos sus amigos, la fiesta, eso era lo normal, antes y ahora.

 

En la actualidad, la juventud tiene otro punto de vista, de ver las cosas, otra forma de divertirse ¿peor o mejor, que la nuestra, de hace unos años? Yo creo que igual, lo que pasa, es que el gobierno y los medios de comunicación no se ocupaban tanto, de lo que les ocurría  a los jóvenes, como ahora.

 

De todos modos mi consejo como padre de familia y persona joven de espíritu, Alcohol NO, divertirse en un ambiente sano, de libertad y concordia y  sobre todo, sin molestar a nadie, lo que quieran, pienso que hay suficientes lugares en las ciudades, para recrearse y no es preciso, que sea en la calle, donde saben  seguro, que van a molestar a los vecinos del lugar.

 

A los políticos recordarles que ellos también han sido jóvenes y que hay que romper, de vez en cuando, una lanza por esta juventud tan sana y sincera, pero sin hipocresías y sin fines electoralistas, por suerte, para nosotros el futuro de la Nación, esta en manos de los que ahora, intentamos corregir y que esta, corrección, sea positiva para todos y no solo para una minoría, más que hacer Leyes Prohibitivas, hay que hacerlas de Prevención, contra el abuso, del alcohol por parte, de la juventud, que no de la inmensa mayoría, que son totalmente, sobrios y lo máximo que beben en una fiesta, es un par de coca colas.

 

Por lo tanto apostemos por nuestros jóvenes, convencidos de que van a ser ciudadanos, honrados y de orden, como nos inculcaban a nosotros y el alcohol seguirá existiendo, para las personas, sean jóvenes o no, que no saben, afrontar los momentos de alegría y fiesta, si no ingieren cantidades exageradas, de ese liquido tan perjudicial para nuestra salud y que tanta polémica, esta levantando en nuestra Sociedad, estos últimos días.

 

¿No les Parece?

 

Fdo.- Manuel Esteban Lozano